Liscia per un giorno...!

Una vez al año...
ya se sabe, ¡no hace daño!